Saludo al Papa 
Carta del XIII Encuentro Continental de la Red Informática de la Iglesia en América Latina y del Caribe

"Querido Santo Padre, con alegría y con mucho Entusiasmo le saludamos desde Lima, junto a la Basílica de Santa Rosa, los 130 Participantes En El XIII Encuentro Continental de la Red Informática de la Iglesia en América Latina y del Caribe (RIIAL) ". Así Comienza la carta Que Mons. Claudio María Celli,
Presidente del Pontificio Consejo párr las Comunicaciones Sociales, Hizo Llegar al Papa Francisco, En Donde los Participantes llegados desde 20 Países del Continente manifiestan Que se congregaron En Este encuentro con el deseo de Acoger El Desafío planteado Por Su Santidad en la XLVIII Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales: Comprender y vivir la Comunicación Y Sus redes siempre al Servicio de Una auténtica cultura del encuentro, con especial Atención a las periferias existenciales Presentes En El Mundo digital.

"No es la Tecnología La que Logra inflamar los corazones, - Escriben - es la ternura de Dios Que Nos sentimos invitados a transparentar Como SUS Testigos". Por Eso los comunicadores Sociales en su carta renuevan su comunión y adhesion al ministerio del Papa, Servidor de Servidores, asegurando SUS Oraciones al Pontífice y consagrando su Ministerio de Nuestra Señora de Guadalupe, madre de la RIIAL y patrona de las Américas.

Los firmantes hijo Por La Conferencia Episcopal de Chile el Diacono Jaime Coiro, Portavoz del Episcopado y director de Comunicaciones y Prensa; y encargado de la tela el de Iglesia.cl y Referente nacional RIIAL, Carlos Correa.

Catholic.net :: Aprende a orar

MIRAME MADRE CELESTIAL

María Madre de Gracia

María Madre de Gracia y de la Misericordia, te pedimos que presurosa intersedas ante Nuestro Señor Jesucristo, para que convierta nuestros corazones, procurando ser más fieles cada día a Dios Padre.
Dignate... Madre Nuestra, a asistirno a cada momento, para ser más parecidos a Nuestro Señor Jesucristo, y así, lograr la santificación, para que al llegar a la muerte, podamos correr presurosos a los brazos de Nuestro Padre Celestial.
Señora de los cielos, no nos quites tus ojos maternales, no vuelvas tu rostro a estos... tus débiles hijos, que no dudan en ofender a Nuestro Señor Jesucristo.
Intercede Madre de los Cristianos, para que el Rey de Reyes y Señor de Señores, envie al Espíritu Santo... Divino Paráclito, y encienda nuestros Corazones con su Fuego, para que se consuman de Amor por tu Hijo, quien no dudó en dar su vida por nosotros.
Enciende Señor nuestros Corazones que se han congelado y endurecido por el pecado. ¡Quema Señor!... ¡Quema mi corazón para que se purifique!, para que se consuma mi vida de Amor por vos, como una braza se consume por el fuego. Que mi alma arda por tu fuego Santo y sea limpiada, para que quede blanca como la nieve.
Madre Mía... a tí acudo con este deseo ferviente, a tí clamo presuroso por una conversión profunda, por una unión más sólida con la Santa Iglesia, que es la unión con el Tres Veces Santo... con el León de Judá.
Mamá... Mamá del Cielo... acompañanos en este caminar para que seas tú nuestra dulce Guía.
////////////////////////////////////////AMÉN.